Los refuerzos de Universidad de Concepción

La necesidad del club de mejorar la floja campaña realizada durante la pasada temporada de la máxima categoría del fútbol chileno, llevó a los dirigentes de Universidad de Concepción a la búsqueda de los mejores talentos al alcance económico del club para engrosar el plantel. El objetivo inicial, de acuerdo a lo solicitado por el cuerpo técnico a cargo del entrenador Francisco Bozán (quien asumió su cargo en noviembre del año pasado), era la incorporación de un delantero de área, un volante y un zaguero central. Luego de arduas negociaciones, la presidencia de la institución pudo anunciar a comienzos de febrero que habían logrado cumplir con las demandas del director técnico del club, contratando a los futbolistas Jorge Luna, Gonzalo Barreto y Gustavo Mencia.

Jorge LunaLa primera incorporación, anunciada a fines de diciembre, fue la del experimentado mediocampista argentino Jorge Luna, quien tuviera un destacado paso no sólo en el fútbol chileno como figura de Santiago Wanderers, sino también un gran desempeño en la primera división argentina bajo los colores de San Martín de San Juan.

La llegada del delantero solicitado se cumplió con el nombre de Gonzalo Barreto, un joven talento uruguayo que transitó las distintas categorías de la selección de fútbol de su país y tuvo una turbulenta trayectoria en Lazio de Italia, donde permaneció varios años sin jugar. Luego de un breve paso por Danubio, de su país natal, se suma a la U de Conce para relanzar su carrera futbolística.

Finalmente, la nómina se cierra con el potente defensor paraguayo Gustavo Mencia, proveniente de Olimpia, para imponer presencia en la última línea del equipo. Mencia se caracteriza por un muy buen juego aéreo y una gran visión para ordenar el funcionamiento de la defensa desde dentro del campo de juego.

Sólo resta esperar que los nuevos miembros del plantel lleven el escudo de la Universidad de Concepción a lo más alto a nivel local e internacional.